MCS ANA
Japón es el principal consumidor de carne de cerdo mexicana
2021-11-01


Japón es el principal consumidor de carne de cerdo mexicana. Tan solo en abril de este año, el país asiático importó 24 mil 336 toneladas de este producto, lo que significa una tercera parte de lo que adquirió el año pasado 2020 y que sumó más de 73 mil toneladas de carne. Después de Japón, Corea, Estados Unidos y Canadá son las naciones que más importaciones de este cárnico realizan. Este año, se sumó la región china de Hong Kong, que hasta este abril había comprado 22 toneladas de carne.

 

Este 2021 será un año positivo para la industria porcina mexicana.

Una vez levantadas las medidas de emergencia pandémica y reanudadas las actividades económicas, se espera que México vea un año más favorable para la industria porcina en 2021.

Este año se pronostica que la producción porcícola mexicana sea de 20.8 millones de cabezas, ya que la demanda de carne de cerdo aumenta en México y en todo el mundo. (Un ligero aumento de la producción vista en el 2020 de 20.275 millones de cabezas). Otra buena novedad es que los productores de cerdo mexicanos continúan integrándose verticalmente a las cadenas de producción mundiales, invirtiendo en tecnología e implementando medidas de bioseguridad para reducir la mortalidad porcina en las granjas, aperturando nuevos mercados, y con ello exportando cada día más.

 

La demanda de los consumidores evoluciona a favor de proteínas asequibles. 

En este 2021, se prevé que la producción de carne de cerdo mexicana sea de 1,53 millones de toneladas. La demanda de carne de cerdo por parte de los consumidores minoristas continúa impulsando el aumento de la producción de carne de cerdo en México. Las tendencias cambiantes de los consumidores minoristas hacia proteínas animales más asequibles continúan aumentando la demanda de cortes de cerdo y productos a base de cerdo. Los establecimientos TIF mexicanos pudieron mantener la producción porcina ininterrumpida debido a la implementación oportuna de protocolos sanitarios como medidas preventivas ante posibles brotes de COVID-19 en sus plantas productoras.

Es un hecho que los hábitos de compra de los consumidores mexicanos están cambiando. La versatilidad, la conveniencia, el sabor y una variedad de opciones se han convertido en la tendencia entre la clase media urbana en expansión, impulsada por la presión para ahorrar tiempo, buscando valores agregados y tener una mayor conveniencia para calentar y servir comidas.

 

Grandes oportunidades mundiales para el comercio cárnico de cerdo mexicano. 

Se espera que las importaciones de cerdos vivos hacia México sean de 40,000 cabezas en este 2021, impulsadas por la necesidad de una mejor genética del rebaño y con fines de reproducción. Pero a medida que la situación macroeconómica de México se vio agravada por la pandemia del COVID-19, la capacidad de los productores para seguir invirtiendo en mejores genéticas disminuyó. Esto se reflejó en una reducción de las importaciones en el cuarto trimestre de 2020 y hasta este 2021. Estados Unidos es el principal proveedor de cerdos vivos a México, seguido de Canadá.

Nuestro país depende en gran medida de las importaciones de carne de cerdo de los Estados Unidos para satisfacer nuestra demanda interna. Sin embargo, las medidas pandémicas del COVID-19 promulgadas en nuestro país y Estados Unidos afectaron negativamente las cifras de importación de carne de cerdo hacia México en todo el 2020. En este año 2021, México debería ver un pequeño repunte en las importaciones de carne de cerdo como hacia el canal HORECA (hotel, restaurante y catering). La industria de servicios está comenzando a abrirse y la demanda de carne de cerdo de este sector está en aumento.

También se espera que nuestras exportaciones de carne de cerdo sean de alrededor de 340,000 toneladas en este 2021. Este pronóstico se le atribuye a la mayor demanda internacional de carne de cerdo mexicana, ya que la oferta de carne de cerdo mexicana se mantiene estable y el producto conserva su alta calidad. La industria porcina de nuestro país espera que en este 2021 las exportaciones de carne de cerdo se estabilicen hacia los Estados Unidos, manteniendo ese mercado como el tercer principal destino de exportación. Los países asiáticos, como China, Japón y Corea del Sur, han impulsado las exportaciones de carne de cerdo mexicanas a nuevas alturas. Japón (comprador número uno) ha aumentado su participación en las importaciones de carne de cerdo mexicanas a una tasa del 19 por ciento en el pasado 2020, y la nuestra industria porcina espera que esta tendencia positiva continúe durante todo este 2021.

 

Japón es el Mayor Consumidor de Carne de Cerdo Mexicana.

Recientemente La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (SADER), dio a conocer un poco sobre la relación que se tiene con el país del Sol Naciente; como amigo y socio comercial. La relación comercial entre Japón y México ha ido aumentando con el paso de los años, focalizándose principalmente en nuestros productos agroalimentarios. 

Hay que remarcarlo y saber muy bien que a pesar de la distancia y del desconocimiento en la materia, que Japón es después de los Estados Unidos, uno de nuestros principales socios comerciales en cuanto a exportaciones agroalimentarias.

Debido a que Japón es una gran isla con una enorme densidad poblacional, no puede producir todos sus alimentos y debe comprar a otros países como México; que tiene una biodiversidad enorme. Por esta razón, Japón es el país que más carne de cerdo le compra a México.

Durante el año 2020, las exportaciones agroalimentarias de México a Japón ascendieron en su primer semestre, a $668.9 millones de dólares. Especialmente en el mes de junio del año pasado, con un crecimiento del 12% respecto al año 2019. Cabe resaltar que esto se dio durante la cuarentena por Covid-19. Muy probablemente la mayor compra de los productos agroalimentarios se deba también a la pandemia que afecto severamente los sistemas agroalimentarios de todo el mundo.

En el pasado 2020, se exportaron 888 toneladas de camarón congelado a Japón. Lo cual indica que el país consume no sólo los cultivos de alimentos de origen vegetal, sino también es un gran comprador de productos del mar, como es el atún y otras especies marinas.

México actualmente exporta a Japón carne de cerdo, camarón, atún, calabaza, jugo de naranja, plátano, cervezas, entre otros productos. Incluso, el mercado japonés se está abriendo más al mundo en su intercambio cultural y comercial y se están comenzando a exportar más alimentos y productos de origen mexicano. 

México tiene una oportunidad comercial con este gran país. Los japoneses tienden a tener un gusto de calidad superior en su alimentación; pero en su territorio no siempre lo pueden obtener debido a su situación geográfica. Sin embargo, han logrado grandes avances en la biotecnología y trabajan con importantes científicos que se encuentran desarrollando interesantes propuestas en materia alimenticia para mejorar cultivos, aprovechamiento de alimentos y también para mejorar la calidad de los mismos, así como su productividad.

Desde 2013, nuestro país empezó un nuevo camino hacia la internacionalización agropecuaria y empezó a convertirse en uno de los principales proveedores de carne de cerdo del continente asiático, logrando ser actualmente el primer país proveedor de Japón.

 

Nota:

El contenido de este artículo está destinado a proporcionar una guía general sobre el tema. El consejo de especialistas como Logistics OCS-MCS, S.A. de C.V. deben ser consultados de acuerdo a sus circunstancias específicas.

 

Fuentes:

SECRETARÍA DE ECONOMÍA - https://www.gob.mx/se

SADER - https://www.gob.mx/agricultura

PORCICULTURA – https://www.porcicultura.com

COMECARNE – https://comecarne.org

GANADERIA.COM - https://www.ganaderia.com

 

Tiene algún mensaje que compartir con nosotros


No dude en contactarnos si tiene alguna duda o comentario obre nuestros servicios


2022 Copyright © MCS Group S.A. de C.V.   |   Todos los derechos reservados
Facebook Linkedin